“De hombre a hombre”, hablemos de nosotros sin complejos, aprendamos de las mujeres ellas lo hacen sin ningún problema. A los tíos nos han educado para que no hablemos de nosotros mismos y mucho menos de nuestra cintura para abajo, “eso es cosa de gays”, nos dicen. Ser gay, bi o hetero es algo más que esto. Este blog seguro que le gustará a los gays, bienvenidos sean, pero también serán bien recibido los heteros. Interesa la opinión y la aportación de todos, más que la mía. Pónganse cómodos y disfruten estando entre iguales, entre hombres y hablemos “de paquete a paquete”.

TRANSLATE

martes, 13 de septiembre de 2011

NADADORES

Sigamos con el deporte y sigamos con el que más agradece la presencia de la lycra: la natación. A éste, como ya sabéis, le tengo un especial cariño por ser el que yo practico.


A pesar de doblarle la edad, y creo que algún año más, con menos pelo y algo menos de musculitos, físicamente nos parecemos, hasta el bañador es igual que el mío. Lo siento si para alguno peco de falso y presumido, pero pasar de los cuarentas no significa abandonarse a una barriga cervecera. La edad no es cronológica es mental y el cuidarse no tiene edad. Igual que se cuida uno de veinte se puede cuidar uno de cuarenta.

 Curiosa foto. ¿Verdad?. Me gusta esa tensión y esfuerzo congelado y me gusta esos dos paquetes apretados dentro de esos minúsculos bañadores.

 Hablando de minúsculos bañadores, que me podéis decir de éste. Joder con el paquete que le marca!! Este tío no debería llevar nunca más ropa. Así está perfecto.


Y perfecto también el paquete de éste.
Y nada como salir bien mojado del agua, con el bañador pegado a los huevos sin importarnos que tod el mundo nos vea. Porque no hay nada más ridículo que los que se llevan todo el tiempo pegándose tirones del bañador para que no se les marque el paquete al salir del agua.

2 comentarios:

Cáncer de Valencia dijo...

La verdad es que comparto tus gustos. Yo también practico natación y me gusta ponerme en la calle donde hay un tio con un buen paquete y ver como se le mueve cuando nada. Cuando acaba de nadar me encanta sumergirme en el agua para hacer respiraciones y de paso ver como se toca el paquete. Y la delicia es ver cuando sale de la piscina y se le marca la polla totalmente a través de bañador.
¡Viva la natación y viva los bañadores ajustados!

Vatore Sculpt dijo...

Pues ya somos 3 los que nadamos y los que buscamos coincidir en la misma calle que el tío más buenorro de la piscina. Siempre da gusto cuando se descansa en el bodilo observar al meterse debajo del aua el maravilloso cuerpazo y el bulto que se marca. Lo mejores cuando se reajusta la polla y los huevos debajo del agua, que siempre se escapaa algo por los lados ummm